En la productividad personal todo es cuestión de dinero

En la productividad personal todo es cuestión de dinero

En realidad, si consideramos que pasamos la mayor parte del tiempo trabajando y que trabajamos para ganar dinero, podríamos considerar que la gente que estamos en esto de la productividad para tener más tiempo libre en realidad lo que queremos es el dinero que ganamos con cada hora de nuestro trabajo sea lo más rentable posible.

Si no tuviéramos que trabajar, tendríamos todo el tiempo del mundo y ya no necesitaríamos ser personas altamente eficaces.

Dicho esto y dado que es imposible para la mayoría de los mortales vivir sin trabajar, debemos enfrentarnos con la dura realidad. Todo es una cuestión de dinero. Pero no todo es una cuestión de ganar más dinero. Puede ser todo lo contrario, puede que debamos centrarnos en gastar menos dinero.

Por regla general, los objetivos de las personas interesadas en la mejora de la productividad personal suelen ser dos: tener más tiempo para hacer cosas o ganar más dinero con el tiempo que tienen.

El truco está en maximizar la relación entre horas trabajadas y dinero ingresado. Este es el beneficio neto de tu hora de trabajo. Una vez ganes optimices este ratio, puedes tomar decisiones con respecto a cómo quieres vivir tu vida: puedes trabajar más para acumular la mayor cantidad de dinero posible o puedes trabajar solo para tener lo justo para vivir, pero como has maximizado el dinero que obtienes al trabajar técnicamente deberías salir ganando siempre.

Con gastar menos dinero evidentemente no digo que nos quedemos los fines de semana en casa encerrados y vestidos con un saco de patatas esperando a que llegue el lunes para poder ir a trabajar y ganar el dinero que tanto nos cuesta atesorar. Lo que digo es que mucha gente paga por cosas que realmente no le reportan el beneficio que ellos piensan que les reporta, como expuse en este artículo hace unas semanas.

Si dejas de gastar dinero en cosas que realmente no necesitas, necesitarás ganar menos dinero.

También puede verse desde el lado contrario. Hay gente que gana mucho dinero, mucho más de lo que necesita, pero no tiene tiempo para nada, incluso aplicando técnicas de productividad personal. ¿Qué se puede hacer entonces?

La verdad es que con dinero puede comprar tiempo. En realidad, con dinero puedes contratar a personas o herramientas para que hagan por ti las cosas en las que empleas tu tiempo.

Por ejemplo, si la hora de un programador freelance es más cara que la hora de una persona que se dedica a la limpieza del hogar, lo más productivo para el programador es contratar a alguien para que limpie su casa mientras él dedica su tiempo a programar.

Otro ejemplo más personal, yo prefiero pagar para que me traigan la compra a casa todos los meses en vez de ir yo a comprar porque el tiempo que empleo en ir a hacer la compra físicamente vale más dinero que el coste de que me traigan la compra.

Llevado a nivel extremo, conozco a gente realmente productiva y de éxito que tienen un auténtico staff en casa, porque después de hacer números descubren que les resulta más barato tener contratado a alguien que les gestione la agenda y se ocupe de tareas administrativas que hacerlo ellos mismos.

Tampoco podemos dejar que las cifras nos cieguen, tenemos que saber leer más allá. Hace unos meses me ofrecieron un trabajo a tiempo parcial para complementar el trabajo que ya tengo. Parecía interesante y pagaban bien. Me puse a hacer cálculos y resulta que por temas de impuestos, ganaba menos dinero teniendo dos trabajos que teniendo solamente uno. Estuve a punto de tomar una decisión nefasta por avaricia.

Tenemos que pensar muy despacio cómo ganamos dinero, cómo gastamos nuestro dinero y en qué empleamos nuestro tiempo. A fin de cuentas, el dinero es la base misma de nuestros objetivos a la hora de ser productivos.

¿Trabajas sin parar y aún así no llegas a todo?

Curso de productividad personal
Guía gratuita para mejorar tu productividad
10 lecciones probadas para sacar más partido a tu tiempo que he aprendido mientras hacía malabarismos entre un trabajo muy estresante, una intensa vida familiar y un negocio online.
QUIERO LA GUÍA ¡AHORA!

Acerca del autor de esta entrada, Daniel Grifol

Hola. Me llamo Daniel y yo también pensaba que estaba hasta arriba de trabajo. Hace años me dí cuenta de que me pasaba el día haciendo cosas pero no llegaba a ninguna parte. Decidí dejar de quejarme, pararme a pensar un poco y aprender a trabajar mejor. Lo que aprendí te lo cuento en mi curso gratuito de Productividad Personal.

Ya hay 1 comentario en este artículo. ¡Tu opinión me interesa!

  • Llevo un tiempo leyendo lo que escribes en tu blog y las cosas que escriben son de alguien que conoce muy bien el tema. Te agradezco que compartas tus conocimientos con nosotros, espero que no termine esa motivación que te pone a escribir cosas tan obvias en este blog.Gracias

Deja un comentario ¡Tu opinión me interesa!